Cocinando historias vallecaucanas

Cocinando historias vallecaucanasfoto Edward Lora

Cocinando desde el valle , el mar y la montaña

Cocinando desde rincones inesperados, experiencias con sabores insuperables, platos cargados de conocimiento, tres definiciones con las que se puede describir el libro ‘Fogón vallecaucano cocinas de valle, mar y montaña’.

Aquí no hay recetas, hay historias de vida de hombres y mujeres que desde su cotidianidad alimentan las tradiciones heredadas de padres y abuelos.

Esta publicación de la Gobernación del Valle del Cauca, a través de su Secretaría de Cultura, es una joya que visibiliza a los portadores de la cocina vallecaucana.

Este libro es una ambiciosa propuesta con la que se busca no solo documentar sino preservar y promocionar todos esos platos que hacen parte de la cocina popular y tradicional vallecaucana.

Cocinando historias vallecaucanas


Sobre el libro

Para Isabel Cristina Restrepo, secretaria de Cultura, “‘Fogón vallecaucano, cocinas de valle, mar y montaña’ está listo para ser servido. Nuestro Valle del Cauca es uno de los departamentos del Colombia más diversos geográfica y culturalmente. Solo basta recorrer su fértil valle, sus numerosos ríos, el mar pacífico, y sus verdes montañas para darse cuenta de la riqueza y belleza de esta región”.

Esa riqueza geográfica es uno de los ingredientes que permite que hombres y mujeres, desde su cotidianidad enciendan sus fogones y compartan, alrededor de la mesa o cada alimento cocinado, las recetas aprendidas de madres, tías, maestros o abuelas. Son ellos quienes mantienen vivas las tradiciones culinarias del Valle del Cauca.

El libro cuenta con la investigación de un grupo de profesionales pertenecientes al Citce de la Universidad del Valle y la guía de Enrique Sánchez, antropólogo y quien lideró la formulación de la Política de Salvaguardia de Alimentos y Cocinas Tradicionales en Colombia.

Los portadores de la cocina tradicional y popular no sólo compartieron sus historias, encendieron sus fogones para preparar sus recetas.

Este libro deja conocer las historias cotidianas de amas de casa, cocineras de pequeños puestos de calle, cocineros de dulcerías y restaurantes que encendieron sus fogones para contar, de manera deliciosa qué se cocina y cómo se alimentan hoy los vallecaucanos.

“Que sea esta una oportunidad para darle su verdadero valor a los sabores y saberes que nos reconfortan en cada plato y de rendirles un homenaje a todas aquellas personas que desde sus fogones nos permiten conocer nuestra historia a través de una recta”, agrega la Secretaria de Cultura.

Sabores con intención

Dulce de vidanca, casadillas, colada de sagú, torta de bore, chucha con salsa de pipilongo, tamal de bagre, silencio de piangua y dulce de higuilla, hacen parte de las más de 400 recetas encontradas y de las 90 seleccionadas.

En 158 páginas de ‘Fogón vallecaucano cocinas de valle, mar y montaña’ se narra buena parte de esa pluralidad, de la identidad y memoria vallecaucana.

Cocinando historias vallecaucanas

foto Edward Lora

 


El libro estará en toda la red de bibliotecas del Valle del Cauca, así como en las bibliotecas colombianas, en las escuelas o facultades de cocina. Y para hacerlo universal, también se podrá descargar.

Tiempo de conocer las raíces, disfrutar de los sabores tradicionales y populares. Tiempo de cocinar la historia vallecaucana.